arantiza Comipems seguridad en examen de ingreso a bachillerato

Alumnas rechazadas hacen fila en un módulo de la Comisión Metropolitana de Educación Media Superior (Comipems), en la colonia Alfonso XIII, para exigir la revisión de su examen de ingreso a bachillerato. Miles de jóvenes se manifestaron ayer en centros de esa instancia en abierto rechazo a los resultados atípicos. También hubo movilizaciones ante las comisiones nacional y capitalina de los derechos humanos.

La Comisión Metropolitana de Instituciones Públicas de Educación Media Superior (Comipems) aplicará tres nuevas medidas de seguridad en el examen del concurso 2018 para la asignación de espacios en bachillerato en la Zona Metropolitana del Valle de México, luego de que el año pasado, 14 mil 46 aspirantes obtuvieron una calificación errónea debido a un desfase entre las hojas de preguntas y respuestas en las evaluaciones.

En conferencia de prensa, Javier Olmedo Badía, vocero de la Comipems, detalló que se realizará una revisión de todo el proceso de elaboración de los exámenes, desde su impresión, empaquetamiento, distribución y recolección para tener la certeza de que si hay algún error lo detectemos oportunamente.

Indicó que también se revisará la estadística de resultados por sede, turno, tipo de examen, fecha de aplicación y se calificará dos veces cada prueba. Esos son los tres mecanismos de seguridad que estamos implementando para garantizar que si en 22 años no habíamos tenido ningún error, no tengamos otro hasta dentro de 22 años.

Olmedo Badía explicó que los ajustes de seguridad fueron acordados por las 10 instituciones que participan en el concurso, entre ellas la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), que diseña y aplica su propio examen.

En lo que respecta a la modificación en la fecha de publicación de la convocatoria –cada año se emitía a finales de enero– señaló que el ajuste fue necesario debido a que, tras los sismos de septiembre pasado, cada una de las instituciones educativas participantes realizó una revisión de su infraestructura para garantizar condiciones de seguridad en todos sus planteles.

Por eso la convocatoria para el concurso 2018 se emitirá mañana 11 de marzo, el prerregistro vía Internet para todos los aspirantes se realizará desde el lunes hasta el 13 de abril, y el presencial será del 19 de ese mes al 3 de mayo y el examen será el 23 y 24 de junio. Los resultados se darán a conocer el 27 de julio en la gaceta electrónica de la Comipems.

El vocero destacó que este año se prevé una demanda de ingreso de 334 mil 68 aspirantes, es decir, 8 mil 665 más que el año pasado, lo que representa un crecimiento de 2.7 por ciento, aunque puntualizó que las cifras de registro serán determinantes para ver si realmente hay o no un crecimiento de la demanda.

Recordó que, como cada año, la institución de mayor demanda de ingreso es la UNAM, pues en el concurso 2017 solicitaron lugar 185 mil 649 adolescentes, es decir, 57 por ciento de todos los concursantes; le sigue en demanda el sistema de preparatorias del Estado de México, con 50 mil solicitantes (15.4 por ciento) y el Instituto Politécnico Nacional (IPN), con 44 mil concursantes, lo que corresponde a 13.8 por ciento del total.

También se estima que entre 12 y 15 por ciento de quienes participen en el concurso serán clasificados con derecho a otra opción y casi 10 mil sustentantes no lograrán obtener a tiempo su certificado de secundaria.

Las instituciones que participan en este concurso, además de las citadas, son: Colegio de Bachilleres, Colegio Nacional de Educación Profesional Técnica (Conalep), Dirección General de Bachillerato, direcciones generales de Educación Tecnológica Agropecuaria, de Educación Tecnológica Industrial, de Educación en Ciencia y Tecnología del Mar así como la Universidad Autónoma del Estado de México.

Información La Jornada.

Shortlink: