Confirmada, participación de autoridades locales

Foto: Independiente de Hidalgo.

Foto: Independiente de Hidalgo.

Además de empleados de Petróleos Mexicanos (Pemex), también están relacionados ex alcaldes, policías federales, estatales y municipales en las redes que operan la sustracción, transporte y venta de combustible de manera ilícita.

La Procuraduría General de la República (PGR), a través de su área de inteligencia, junto con la Secretaría de Hacienda y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), iniciaron indagatorias desde 2017 contra ex alcaldes de Palmar de Bravo, Quecholac, Tecamachalco y Cuyoaco, en Puebla, por su probable relación en la venta de combustible robado en gasolineras de su propiedad o de familiares.

Uno de esos casos fue el de Pablo Morales Ugalde, ex munícipe de Palmar de Bravo, que aunque fue detenido por su probable responsabilidad por lavado de dinero, ya que se tenía conocimiento que compraba gasolina robada para venderla en sus gasolineras, meses después obtuvo su libertad.

Por otra parte, de acuerdo con información de la PGR, se detectó la participación de policía federales en delitos de delincuencia organizada en relación con hidrocarburos.

El documento de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido) señala que en 2013 fueron detenidos en Zacatecas tres policías municipales por la probable comisión del delito de delincuencia organizada en materia de hidrocarburos. En ese mismo año se tuvo conocimiento de la detención de cuatro trabajadores de Pemex por dedicarse al robo de gasolina.

Menciona que en 2016 fueron detenidos cinco policías federales y un trabajador de Pemex en Nuevo León por el mismo delito, y otros tres trabajadores de la empresa en Zapopan, Jalisco.

En 2017, la Seido reportó la detención de tres policías estatales y dos municipales en Cuautitlán, además de tres agentes de Zacatecas por estar probablemente relacionados con esas actividades.

Pemex reportó que entre 2010 y principios de 2018 detectaron 36 mil 113 tomas clandestinas en los ductos, de las que 4 mil 774 fueron localizadas en Guanajuato, 4 mil 553 en Tamaulipas, 4 mil 539 en Puebla, 3 mil 24 en Veracruz y 2 mil 665 en el estado de México.

Entre 2007 y 2017 presentó 19 mil 400 denuncias por robo de hidrocarburo, en su modalidad por toma clandestina, en las que estarían involucrados 164 trabajadores.

Por otra parte, entre 2013 y 2018 la PGR inició 37 mil 648 averiguaciones previas y carpetas de investigación con detenido, por robo, sustracción y posesión ilícita de hidrocarburo.

Mientras, entre 2007 y 2016 fueron detenidos 144 empleados de Pemex, principalmente en Veracruz, Tabasco, Tamaulipas, Hidalgo y Guanajuato por su probable participación en actos ilícitos.

Información La Jornada.

Shortlink: