Declaratorias de emergencia y desastre para las 16 delegaciones

Jóvenes solidarios remueven escombros en un inmueble de la colonia Del Valle.

Jóvenes solidarios remueven escombros en un inmueble de la colonia Del Valle.

México. El Gobierno de Ciudad de México emitirá este jueves la declaratoria de desastre para las 16 delegaciones, luego de que ayer publicó la de emergencia tras el sismo de magnitud 7.1, que hasta ayer había dejado un saldo de 115 personas muertas y 38 edificios colapsados, según cifras oficiales.

El mandatario capitalino, Miguel Ángel Mancera, explicó que con ambas declaratorias se activa el Fondo de Atención a Desastres de Ciudad de México por 3 mil millones de pesos y los damnificados podrían acceder a los seguros del gobierno federal por daños ocasionados por fenómenos de la naturaleza.

En el Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano (C5), desde el cual ha supervisado acciones de ayuda a la población afectada, el jefe de gobierno resaltó que la declaratoria también suspende la realización de concentraciones y espectáculos masivos, así como términos y plazos para todos los trámites administrativos.

Corrige GDF a la baja cifra de muertos: van 115

Si bien la noche del pasado martes las autoridades de Protección Civil federal informaron sobre 117 personas muertas, Mancera aclaró que los cuerpos que habían llegado hasta ayer por la tarde a la Procuraduría General de Justicia y al Instituto de Ciencias Forenses locales sumaban 115.

Asimismo, destacó que se actualizó a la baja el número de edificios colapsados, que pasaron de 44 a 38, toda vez que en el registro de éstos en algunos se duplicaron datos.

Mancera señaló que han sido rescatadas 56 personas de entre los escombros de los inmuebles colapsados, aunque estimó que ayer hasta antes de las 17 horas había unas 60 más atrapadas. En cuanto a lesionados, se registraron alrededor de 800, de los cuales sólo 42 son de gravedad, mientras más de 400 personas fueron dadas de alta de manera inmediata.

Resaltó también la ayuda internacional que han enviado países como Estados Unidos, Japón e Israel, este último con 70 militares entre expertos en tareas de rescate e ingenieros que revisarán la estructura de los edificios.

Las pasadas 48 horas, Mancera las ha pasado prácticamente en el C5, y sólo ha salido de allí para hacer algunos recorridos con el presidente Enrique Peña Nieto. La madrugada del miércoles acudió al albergue habilitado en el deportivo Benito Juárez, donde pasaron la noche 180 personas.

Ayer a las 17 horas el gobierno capitalino había instalado ya 49 albergues en las delegaciones más afectadas por el sismo; antes de las 20 horas se tenía ya un registro de cerca de 4 mil personas en estas instalaciones. Asimismo, se abrió una cuenta bancaria en Scotiabank, denominada Reconstrucción CDMX, para apoyar a los damnificados que más lo necesiten, , con el número 044180001045034411.

El secretario de Desarrollo Social, José Ramón Amieva Gálvez, explicó que comenzó a levantarse el censo de inmuebles afectados y dependiendo del dictamen que realicen los peritos se podrá permitir o no el acceso a los hogares; en algunos casos sólo podría ser para que se saquen documentos y algunas pertenencias. ‘‘Viene lo más difícil, porque una vez que se cuente con este conteo podremos darnos una idea del número de personas que se quedó sin casa’’, externo.

Por su parte, el Tribunal Superior de Justicia precisó que hasta las 21 horas del miércoles sumaban 49 los cadáveres ingresados al Instituto de Ciencias Forenses, provenientes de edificios colapsados por el sismo.

De ese número, 37 se han entregado a sus familiares, cinco están en proceso de concluir los trámites y siete no han sido identificados. Dos cuerpos fueron rescatados en un edificio derrumbado en la calle Huichapan, colonia Hipódromo Condesa; otro en Rancho del Arco, colonia Girasoles Villacoapa, y uno más en las inmediaciones de la calle Torreón esquina Viaducto, colonia Roma.

El tribunal señaló que, por un acuerdo emitido por la autoridad ministerial, se dispensarán las necropsias de ley de los cuerpos que reciba producto del derrumbe de inmuebles por el sismo, pero se llenará el formulario post mortem donde se asentarán señas particulares, así como prendas y pertenencias.

A lo largo del día empezaron a reportarse, sobre todo en las delegaciones Cuauhtémoc, Benito Juárez e Iztapalapa, inmuebles dañados; en la primera delegación se habló de 28 edificios derrumbados y otros 27 a punto de caer en colonias como Roma, Condesa, Guerrero, Doctores y Juárez.

En la colonia Condesa, el edificio conocido como Plaza Condesa, ubicado entre Juan Escutia, Tamaulipas y Nuevo León; otro en la calle de Sonora, frente al Parque México, en la Hipódromo Condesa, y uno más en Insurgentes y Medellín, en la Roma Norte, estaban a punto de colapsar, por lo que elementos del Ejército acordonaron la zona.

Ante el riesgo de que el citado inmueble –conocido popularmente como edificio Canadá– cayera, se suspendió el tránsito vehicular en Medellín y el servicio de Metrobús. En la zona se percibía un fuerte olor a gas.

En la colonia Portales Norte, delegación Benito Juárez, sobre el Eje Lázaro Cárdenas decenas de edificios nuevos, algunos ya habitados, resultaron cuarteados o se inclinaron hacia el inmueble vecino, lo que impidió a sus habitantes volver a sus domicilios.

Los vecinos del edificio que se ubica en la esquina del eje con Bulgaria contrataron mudanzas para sacar sus pertenencias, a pesar del riesgo que podía tener ingresar a éste. En otros se reportaron fugas de gas y la rotura de la tubería de agua, por lo que sus moradores no podían permanecer en su interior.

En Iztapalapa, las autoridades reportaron cinco personas muertas y cerca de 8 mil inmuebles con daños, en su mayoría en la colonia Ejército de Oriente; dos se colapsaron. A más de 24 horas del sismo se habían recibido 500 solicitudes para dictaminar la habitabilidad de los inmuebles afectados.

Según el recuento de daños en esta delegación, 23 bardas se cayeron, seis escuelas están dañadas, una de ellas es la Antonio Soto y Gama, a punto de colapsar. De los hospitales con daños están las clínicas Issste-Zaragoza y la 25 del IMSS. Por afectaciones en los ductos de la red de distribución de agua potable 200 colonias están sin líquido y hay tres pozos que no están recibiendo agua.

Grupos de voluntarios, que por su número se vuelve multitud, gritan, dan órdenes, se esfuerzan por recibir y organizar la enorme cantidad de víveres, medicamentos y artículos de aseo y limpieza que llegan a los centros de acopio en Álvaro Obregón y Oaxaca, o en Emiliano Zapata y Eje Central Lázaro Cárdenas.

Sin importar la edad, jóvenes, adultos e incluso gente de la tercera edad se ofrecen para apoyar a meter en cajas de cartón o plástico las latas de alimentos; en bolsas, algodón y vendas; clasificar los medicamentos, apilar los rollos de baño o las bolsas de alimento para mascotas.

Las torres de víveres se van formando bajo las lonas de plástico amarradas a postes o árboles y debajo de las cuales cientos de manos no paran de pasar uno a uno paquetes, cajas y bolsas.

Alrededor de las 18 horas, en la mayoría de centros de acopio se pedía a los ciudadanos que ya no llevaran comida, porque ‘‘están saturados de alimentos y agua’’.

En la Asamblea Legislativa, la Comisión de Gobierno dispuso habilitar los módulos de atención, orientación y quejas de los 66 diputados como centros de acopio para brindar apoyo a la población afectada por el sismo, y lo mismo hizo el partido Morena en Ciudad de México.

Información La Jornada.

Shortlink: