Directivo de Tigres pide a porra “serenarse” ante la violencia registrada antes del clásico regio

tigres-1078x639

A la mitad del clásico regio, jugado el pasado domingo por la noche en el Estadio Universitario, el director de Administración y Operación de Tigres, Alberto Palomino, ingresó al área de la barra de animación felina, Libres y Lokos (LyL), para informarle que en el exterior había surgido un brote de violencia que amenazaba con romper la tranquilidad en el coso.

Samuel Reyes Padilla, líder de la porra de los auriazules, dijo en entrevista que, como nunca en los 20 años de existencia del grupo, un directivo se aproximó directamente al área que ocupan en la zona norte del estadio para pedirles que se serenaran y para que el incidente sangriento que ocurrió afuera no afectara el ánimo de los que estaban adentro, incluidos los hinchas de Rayados.

Para entonces ya se sabía que en la avenida Aztlán, en la estación del metro del mismo nombre, minutos antes había sido gravemente herido el seguidor felino Rodolfo Palomo Gámez, de 21 años, en una gresca campal entre aficionados de los dos equipos regiomontanos.

“Nunca había pasado, pero, en pleno partido, la directiva subió a la tribuna. Fue el licenciado Palomino el que nos hizo recomendaciones de seguridad y nos avisó que iban a cambiar el protocolo de salida. Nos pidió apoyo y claro que se lo dimos. Nos pidió que nos fuéramos tranquilos a casa”, dijo el fundador de LyL.

El directivo y el barrista reconocieron que durante el juego hubo nerviosismo en la tribuna, pues los ánimos se habían caldeado al conocerse, por redes sociales la riña campal, aunque el desenlace en la tribuna fue satisfactorio.

Al final del duelo, los integrantes de Libres y Lokos permanecieron más tiempo en su lugar, para que primero salieran los seguidores de Rayados y así evitar que se encontraran afuera. Luego, todos acordaron ir directo a sus barrios y no hacer rondines al estadio, para prevenir más incidentes.

El líder barrista consideró injusto que, por la conducta desviada de un grupo de rijosos, que se difundió ampliamente en videos a través de las redes sociales, los miles de seguidores de Tigres y Rayados sean considerados internacionalmente como violentos.

“Estamos hablando de minorías, porque ni todos los barristas son violentos ni mucho menos las aficiones y verlo así es un error muy grave en el que caemos todos. Se generaliza porque no hay análisis. Se busca un impacto con la nota. Vi una foto de camisas con sangre de Tigres y Rayados y con ello involucras a instituciones que hacen todo lo posible por evitar esto”, dijo.

Reyes Padilla recordó que el domingo, el derbi norteño, que terminó empatado sin goles, trascurrió como una jornada más sin incidentes graves de agresiones, con lo que el Estadio Universitario cumple ya varios años de partidos que terminan con saldo blanco.

“La violencia es mala y es grave, pero el querer involucrar a las dos aficiones rayada y tigres y a las instituciones, es una locura. Los clubes trabajan para darle a la gente un espectáculo. Es bastante injusto y mira que estoy hablando por las dos instituciones”, dijo Reyes, quien explicó que nunca ha tenido contacto con líderes de La Adicción, la barra de Rayados.

Persona atacada se encuentra estable

Esta mañana, Marco Antonio Hernández, subdirector de Asistencia Hospitalaria del Hospital Universitario, informó que Rodolfo Palomo se encuentra estable, aunque sigue grave y hasta dentro de 72 horas se conocerá cómo evoluciona su situación.

El médico precisó que la lesión más peligrosa que padeció durante la agresión del domingo fue un trauma craneal severo, que fue evaluado por el servicio de neurocirugía, la cual determinó que tenía un hematoma en el cerebro que requería una intervención quirúrgica urgente.

El joven seguidor de Tigres también presentaba una lesión en el tórax que no le provocó daños en sus órganos.

Esta tarde, los clubes felino y albiazul difundieron un comunicado conjunto en el que señalaron que ya se reunieron para buscar soluciones a la violencia y establecer compromisos para evitar problemas como el que surgió el domingo.

“Ambas instituciones manifiestan su intención de coadyuvar con las autoridades estatales, afición medios de comunicación y la Liga en la búsqueda de erradicar la violencia en el futbol”, suscribieron.

Información Proceso.

Shortlink: