Habrá justicia en venta de bebés: Claudia Pavlovich

Claudia Pavlovich, gobernadora de Sonora.

Claudia Pavlovich, gobernadora de Sonora.

Hermosillo. La nueva gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano, solicitará apoyo de instancias internacionales para atender el caso de tráfico de bebés por parte de funcionarios de la administración del exmandatario panista Guillermo Padrés Elías.

En entrevista exclusiva para Excélsior, a pocas horas de rendir protesta como la única mandataria estatal de sexo femenino a nivel nacional, Pavlovich prometió que hará justicia y buscará con todo el aparato gubernamental a los dos exfuncionarios del Sistema DIF del estado, ahora prófugos, que aprovecharon su cargo para arrancar a niños de los brazos de sus familias biológicas y ofrecerlos después a parejas que accedieron a pagar hasta 150 mil pesos por adoptarlos.

“Me duele como madre, me ofende la injusticia que han hecho pasar a los más vulnerables de todos nosotros: los niños. Lo sucedido tendrá una solución apegada a la justicia, al derecho, pero, sobre todo, salvaguardando lo más preciado de estos niños: su integridad, pensando siempre en su futuro. No tengan la menor duda de que se va a actuar para detener a los culpables de ese crimen sin nombre, con la mano firme de la justicia y la caricia suave a la inocencia de los niños”, indicó.

La gobernadora entrante se comprometió a que durante los primeros días de su sexenio realizará un análisis exhaustivo de los avances del caso y las diligencias realizadas por la fiscalía a cargo del exprocurador de Justicia, Carlos Navarro, quien dejó en libertad a los dos principales sospechosos por su cercanía con el exmandatario Padrés.

“Hay un punto de acuerdo en la Cámara de Diputados aprobado por unanimidad para que la PGR atraiga el caso; platiqué con mi procurador (Rodolfo Montes de Oca) para realizar un análisis exhaustivo en diez días hábiles. Soy abogada y por responsabilidad tengo que conocer exactamente cada una de las actuaciones que se hayan derivado de la averiguación previa, para saber el estado que guarda el expediente judicial”, agregó.

Fue durante el pasado sexenio cuando el exdirector de la línea Protege de la Procuraduría de la Defensa del Menor y la Familia, Vladimir Arzate, en complicidad con José Manuel Hernández, exasesor Jurídico de la Unión Ganadera Regional de Sonora, vendieron a al menos a diez bebés quitándoselos a sus familias biológicas.

A pesar de que al menos uno de ellos fue descubierto en flagrancia delictiva, que confesaron el crimen y que fueron señalados por el gobierno de Estados Unidos, el exprocurador de Justicia designado por Guillermo Padrés los dejó en libertad, escudándose con la implementación del nuevo sistema de justicia penal.

La CNDH investigará el caso

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) informó que investigará posibles violaciones a los derechos de menores en el caso tráfico de bebés por parte de funcionarios en Sonora.

La comisión inició de oficio un expediente de queja, “a fin de hacer efectivo los derechos a la verdad y acceso a la justicia”, dijo la instancia en un comunicado.

Agregó que los pasados 7 y 8 de septiembre envió a visitadores adjuntos a Hermosillo, Sonora, para que recabaran evidencias del caso, con el objeto de iniciar las investigaciones.

Indagará actos de corrupción

La gobernadora asegura que no dejará que exfuncionarios que “se sirvieron con la cuchara grande” disfruten esos bienes.

La gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich, pidió a su equipo de trabajo que en las próximas dos semanas constituya una fiscalía especializada anticorrupción para investigar posibles malos manejos durante la administración del exmandatario panista, Guillermo Padrés Elías.

Ayer al mediodía, la única mandataria de sexo femenino en el país dirigió su primer mensaje a los habitantes de Sonora, ante quienes se comprometió a que los exfuncionarios que hayan incurrido en actos de corrupción tendrán que rendir cuentas a la justicia y que no podrán disfrutar de los bienes que hayan obtenido indebidamente.

“Atrás quedó el gobierno que tenía los hospitales en las peores condiciones y que no se tentó el corazón para atentar contra la salud de los sonorenses; atrás quedaron los funcionarios que se quedaron con el dinero de las escuelas de nuestros hijos, que se llevaron el dinero de las medicinas, del transporte y el que desapareció el fondo de pensiones de nuestros padres y nuestros abuelos”, señaló la priista.

Claudia Pavlovich instruyó a su gabinete a que, antes de que concluya el mes de septiembre, le presenten una propuesta para crear la Procuraduría Especializada Anticorrupción, para auditar a la pasada y la presente administración.

“Sonora no volverá a ser tierra fértil para quienes utilizaron el dinero público para amasar fortunas propias, ni para quienes abusaron de la confianza de los sonorenses y, en lugar de servir, se sirvieron con la cuchara grande. Si alguien piensa que podrá disfrutar lo que indebidamente se llevó, que lo piense dos veces”, expresó, lo que desató una ovación de pie entre los miles de presentes.

La gobernadora lamentó que durante el sexenio de Padrés la corrupción derivara en la ruina económica y moral del estado, por lo que anunció una revisión profunda al estado que guardan las finanzas públicas.

Asimismo, exigió a los miembros de su gabinete que, a la brevedad, presenten su declaración fiscal, patrimonial y de conflicto de intereses, y que se manejen con honestidad y profesionalismo en el ejercicio de sus responsabilidades.

Fuente: Excélsior.

Shortlink: