Honran a Diego Rivera en el 90 aniversario de los murales que creó en la SEP

u Día de Muertos, fresco realizado por Diego Rivera (1886-1957), en el edificio de la Secretaría de Educación Pública.

Día de Muertos, fresco realizado por Diego Rivera (1886-1957), en el edificio de la Secretaría de Educación Pública.

El artista Diego Rivera concluyó hace 90 años los murales del edificio de la Secretaría de Educación Pública (SEP) en el Centro Histórico de la Ciudad de México, ‘‘su monumental obra, que le llevó seis años sobre unos mil 500 metros cuadrados: la primera gran pintura mural con una visión integral en un solo espacio público”, explicó su hija Guadalupe Rivera Marín, al comenzar las conmemoraciones a su padre en ese recinto.

El programa incluye el simposio internacional Nuevas miradas a los murales de la Secretaría de Educación Pública (24 y 25 de octubre), la exposición fotográfica Los personajes de los murales (concluirá en noviembre), la presentación de dos libros sobre el tema, la apertura al público del despacho del primer titular de la dependencia, José Vasconcelos, y tres salas del museo de sitio.

Reconocimiento y valor de la cultura popular

Rivera Marín, quien cumplió 94 años el pasado martes, recordó que en esos corredores pasó parte de su infancia y fue retratada por su padre en dos o tres paredes. ‘‘Él trabajó con la idea de que fuera en la secretaría donde se educa al pueblo, el lugar en que su obra permaneciera para el resto de la vida”, apuntó, y agradeció la recepción, pues ‘‘me hace constar el valor que tiene y el amor de los mexicanos por él”.

La autora de Diego el rojo dijo que los frescos en los muros de la dependencia son ‘‘la mayor obra de mi padre. La primera gran pintura mural con una visión integral en un solo espacio público que dio al muralismo mexicano una enorme dimensión como arte público para las mayorías y le mereció un reconocimiento mundial.

‘‘En estos murales, él quiso hacer un homenaje a los trabajadores de la ciudad y del campo; por eso nombró el Patio del Trabajo y en él pintó obras tan importantes como El ingenio, La salida de la mina y los reconocidos La liberación del peón La maestra rural, ambos que por su contenido social y político tienen tal trascendencia que hasta los días actuales se respetan y admiran.’’

En el Patio de las Fiestas rinde homenaje a las tradiciones mexicanas con El baile en Tehuantepec, Día de Muertos Santa Anita. ‘‘Con ello hizo el primer gran reconocimiento y valoración de la cultura popular en nuestro país en una época en la que el trabajo artesanal, las expresiones de la música popular y la gastronomía nacional no eran actividades apreciadas ni reconocidas”.

En 1928 pintó en los corredores del tercer piso de este recinto la serie de paneles al fresco El corrido de la Revolución, donde plasmó una alegoría de las aspiraciones del pueblo mexicano y el mundo de injusticias y desigualdades que existía en nuestro país. ‘‘Un mundo y una realidad social y política que hoy día siguen siendo una aspiración y una meta a cumplir”.

Rivera Marín se manifestó por que no se traslade la SEP a la ciudad de Puebla, pues debe mantenerse ‘‘la gran tradición educativa que ustedes han logrado donde surgió”.

Un emblema del nacionalismo

En su discurso, Otto Granados Roldán, titular de la SEP, manifestó: ‘‘Quisimos celebrar este aniversario para analizar, entender, pensar y discutir un movimiento artístico, político, estético y cultural que irrumpió en la escena nacional de forma tan decisiva como inesperada al término de la lucha iniciada en 1910.

‘‘Mirar con ojos frescos a un país que se redescubría y, al mismo tiempo, el emblema cultural del nacionalismo mexicano, la llamada pintura social, del compromiso político. Era un movimiento artístico pero quizá también una épica.”

El funcionario destacó que como la SEP ‘‘es del pueblo, más que ningún otro edificio, el tema de su decoración no podía ser otro más que la vida misma de ese pueblo. De ahí su elaboración plástica de las fiestas, las tradiciones, los oficios, las luchas y los anhelos del pueblo mexicano”.

Información La Jornada.

Shortlink: