Jubilados de Mexicana continuarán en lucha por recuperar pensiones, aseguran

jubilados mexicana

Trabajadores de Mexicana en una manifestación por la Terminal 1 del aeropuerto capitalino.

México. Sobrecargos jubilados de Mexicana de Aviación mantienen firme el reclamo de las pensiones que les dejaron de pagar hace ocho años, con independencia del dinero que recibirán junto con otros más de 7 mil trabajadores de la empresa, por la venta –anunciada la semana pasada por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS)– de nueve aeronaves y 20 motores.

Fausto Guerrero Díaz, presidente de la Asociación de Jubilados, Trabajadores y ex Trabajadores de la Aviación Mexicana, señaló que desde agosto de 2010 han recorrido un largo y difícil camino, en el cual han fallecido 27 compañeros; también, que la parte que les toca de los 11 millones de dólares que recibirán del Fideicomiso 2100 de Mexicana MRO no resuelve el problema de fondo para los 750 empleados en retiro, de los cuales 225 pertenecen a su organización.

El dinero recaudado será insuficiente para cumplir con el desembolso de tres meses de salario, más 20 días de salario ordinario y 12 de la cláusula de jubilación. El dirigente agregó que el próximo miércoles se reunirán con el titular de la STPS, Roberto Campa, para abordar el tema.

En entrevista, dijo que ante la imposibilidad de reunirse con las autoridades durante tres años, en septiembre de 2013 comenzaron una serie de movilizaciones, como bloqueos en las principales autopistas o incluso huelgas de hambre, protestas en las que han sido golpeados o agredidos por granaderos.

También, aseveró, soportaron fuertes lluvias, intenso frío nocturno y durmieron de manera riesgosa alejados de sus familias cuando instalaron un plantón permanente afuera de las oficinas de la STPS.

Guerrero Díaz lamentó que debido a la falta de dinero la mayoría de los sobrecargos jubilados hayan perdido patrimonio y familias; algunos padecen enfermedades como cáncer, diabetes, cardiovasculares o depresivas, mientras otros siguen graves o con la salud deteriorada.

“Todo el proceso ha sido sumamente doloroso. Se derrumbó el proyecto que construimos durante casi 30 años de trabajo, ya que de la noche a la mañana nos dijeron que no había dinero. Los sueños se desplomaron junto con los ingresos. En principio fuimos ignorados por las autoridades, las cuales cometieron un sinfín de tropelías. Con el apoyo del Barzón Popular logramos que nos abrieran las puertas; sin embargo, a la fecha no nos han resuelto nada.

Es injusto que las autoridades no hagan nada contra el ex dueño de la aerolínea, Gastón Azcárraga (a quien responsabilizan del desmantelamiento de Mexicana y sus filiales hace ocho años), para que sea enjuiciado por difundir información falsa al público inversionista respecto del valor real de la compañía, así como por la probable omisión de informar al mercado de valores la medida relevante relacionada con la suspensión de operaciones de Mexicana de Aviación y Click, en agosto de 2010.

Para subsistir y paliar un poco la crisis económica, agregó, un grupo de 70 sobrecargos en retiro administran una cafetería frente a los mostradores de esa aerolínea, en la Terminal 1 del Aeropuerto Internacional de Ciudad de México, donde ofrecen productos 50 por ciento más económicos que el resto de los comercios; no obstante, por la situación precaria que padecen, insistirán en recuperar el pago de sus pensiones.

Información La Jornada.

Shortlink: