Preocupante, que Gordillo regrese al SNTE: especialistas

elba-esther-gordillo-tras-rejas_gde

México. Investigadores, especialistas en el sector educativo y docentes señalaron que la libertad absoluta otorgada a Elba Esther Gordillo Morales, ex dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), podría implicar grandes riesgos para el sistema educativo nacional si nuevamente se permite su influencia en la toma de decisiones del sector.

Antonia Candela Martí, profesora-investigadora del Departamento de Investigación Educativa, del Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados, destacó que el gremio magisterial tiene un lugar y es importante, pero no puede convertirse en una fuerza de poder para dictar políticas públicas en materia educativa.

Una cosa es defender los derechos de los trabajadores de la educación y otra que la cúpula del SNTE, no el sindicato en su conjunto, impongan las decisiones. Recordó que las críticas de Gordillo Morales contra la reforma educativa a principios de este sexenio fue porque no la tomaron muy en cuenta y ella tenía su postura, pero también porque quería seguir teniendo el poder dentro de la educación. Por ello, consideró que un posible regreso al escenario educativo sería muy preocupante.

En entrevista por separado, César Navarro Gallegos, profesor-investigador del Instituto Dr. José María Luis Mora, consideró que si Gordillo Morales fue absuelta no es porque carezca de responsabilidad en múltiples agravios contra el magisterio. Durante sus casi 25 años como dirigente, se acumularon denuncias por la falta de trasparencia en el uso de las cuotas sindicales, pero también por la represión contra el magisterio, e incluso la desaparición de profesores.

Si Elba Esther Gordillo hoy está libre, aseguró, no es porque sea una persona libre de responsabilidades, sino por la deficiente integración del expediente judicial en su contra, y eso ocurrió en esta administración federal, la misma que la encarceló cuando se convirtió en posible obstáculo para sus intereses, pero tampoco se puede negar que hoy existe un vínculo con el próximo gobierno que favorece su liberación.

En tanto, profesores frente a grupo destacaron que por décadas Gordillo mantuvo un uso patrimonial de nuestras cuotas sindicales, pero sobre todo controló la vida interna del gremio a fin de evitar cualquier mecanismo de democratización que permitiera a los trabajadores de la educación elegir libremente a nuestros representantes.

El costo que pagamos, afirmaron, ha sido alto. Muchos compañeros han caído en esta lucha por democratizar al SNTE. No podemos perder la memoria histórica y pensar que Gordillo Morales sólo fue una víctima del sistema; por el contrario, al próximo gobierno no dejaremos de demandarle justicia y castigo a la ex dirigente sindical.

Información La Jornada.

Shortlink: